English
 
Casación
Sala Constitucional eliminó la casación con reenvío
 

Mediante sentencia número 362 de fecha 10 de mayo de 2018, la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, con ponencia  de la Magistrada Carmen Zuleta de Merchán, declaró la nulidad parcial por inconstitucionalidad de los artículos 320, 322 y 522, y la nulidad absoluta por inconstitucionalidad del artículo 323, todos del Código de Procedimiento Civil, con efectos ex–nunc (hacia el futuro).

Dichas normas regulaban: (i) la institución del reenvió, a través de la infracción por vicios de actividad con la cual la Sala podía declarar la nulidad de la misma y reponer la causa (segundo aparte del Art. 320); (ii) el reenvío por vicios de juzgamiento en la cual el juzgado superior debía dictar nuevo fallo ateniéndose al criterio sentado por la Sala de Casación Civil (primer aparte del Art. 322): (iii) la existencia del recurso de nulidad contra la sentencia del juzgado superior que falló en contravención con el criterio expuesto por la Sala de Casación Civil en su reenvío (todo el art. 323); y (iv) el reenvío previsto en el segundo aparte del Art. 522 en el cual se dispone el lapso de cuarenta días del juzgado superior para dictar el nuevo fallo una vez recibido el expediente casado.

Ese pronunciamiento se fundamentó en que tales normas —en criterio de la Sala—  eran contrarias a los principios de celeridad, economía procesal y prohibición de reposiciones inútiles previstos en los artículos 26 y 257 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

La mencionada decisión ratificó la sentencia Nº 510 del 28 de julio de 2017 de la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia, y en este sentido determinó que:

i)“LA DESAPLICACIÓN POR CONTROL DIFUSO” del contenido normativo de los artículos 320, 322 y 522 del Código de Procedimiento Civil, “CON EFECTOS EX NUNC por tanto, se deja sin efecto la casación con reenvío, la nulidad y la reposición de la causa por las causales de los artículos 243 y 244 del Código de Procedimiento Civil (sic), pudiendo la Sala únicamente reponer la causa cuando encuentre con lugar y case el fallo al existir una violación o conculcación al derecho de defensa de conformidad con la teoría de las nulidades y consecuente reposición, establecida en los artículos 49.1 Constitucional, 15 y 206 al 213, ambos inclusive del Código de Procedimiento Civil” y ii) “SIN LUGAR el recurso de casación propuesto por la demandada, contra la sentencia dictada por el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, en fecha 4 de febrero de 2015”.

Con motivo de la declaratoria de nulidad parcial de los referidos artículos 320, 322 y 522 del Código de Procedimiento Civil, los mismos quedaron redactados de la siguiente manera:

Artículo 320

En su sentencia del recurso de casación, la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia, se pronunciará sobre las infracciones denunciadas, pudiendo extenderse al fondo de la controversia y ponerle fin al litigio.

Al decidir el recurso el Tribunal Supremo de Justicia se pronunciará sobre las denuncias que se sustenten en el ordinal 1° del artículo 313, y sólo podrá reponer la causa en caso de quebrantamiento de formas procesales que produzcan un menoscabo al derecho a la defensa.

Si no hubiere habido las infracciones aludidas en el párrafo anterior, la Sala de Casación Civil entrará a conocer de las denuncias formuladas conforme al ordinal 2° del artículo 313, pronunciándose sobre ellas afirmativa o negativamente mediante análisis razonado, aplicando las normas jurídicas que considere son las aplicables al caso.

La Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia deberá hacer pronunciamiento expreso en su sentencia, para casar el fallo recurrido con base en las infracciones de orden público y constitucionales que ella encontrare, aunque no se las haya denunciado.

En la sentencia del recurso se hará pronunciamiento expreso sobre costas conforme a lo dispuesto en el Título VI de este Libro. La condena en costas del recurso será obligatoria en caso de desistimiento o cuando se le deje perecer.

Si en un mismo juicio se anunciaren y admitieren varios recursos de casación al mismo tiempo, la decisión de ellos se abrazará en una sola sentencia que contenga tantos capítulos como recursos, pero la sustanciación se hará en cuadernos separados”.

Artículo 322

“Declarado con lugar el recurso de casación por las infracciones descritas en el ordinal 1° del artículo 313, la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia remitirá el expediente directamente al Tribunal que deba sustanciar de nuevo el juicio, y si éste no pudiere continuar conociendo por razones de inhibición, lo pasará de inmediato al que deba continuar conociendo conforme a las disposiciones de este Código, participándole dicha remisión al Tribunal que le envió el expediente a la Corte.

La Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia podrá casar el fallo sin reenvío y ponerle fin al juicio. En este caso, hará pronunciamiento expreso sobre las costas, de acuerdo con las disposiciones del Título VI, Libro Primero de este Código. El fallo dictado se remitirá directamente al Tribunal al cual corresponda la ejecución, junto con el expediente respectivo”.

Artículo 522

“Si no se anunciare oportunamente el recurso de casación, el Tribunal remitirá los autos inmediatamente al que corresponda la ejecución de la sentencia.

Si se anunciare y admitiere el recurso de casación contra la sentencia de última instancia, se le dará curso remitiéndose inmediatamente el expediente a la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia.  Si no se admitiere el recurso de casación anunciado, se devolverán los autos al inferior para la ejecución de la sentencia, pasados que sean cinco días desde la fecha de la negativa de admisión del recurso.

Si oportunamente se anunciare el recurso de hecho para ante la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia, se procederá conforme a lo dispuesto en el artículo 316 de este Código”.

Por último, el indicado artículo 323 quedó anulado en su totalidad y se mantuvo en vigor la institución de la casación de oficio prevista en el 4º aparte del artículo 320 eiusdem, cuya constitucionalidad ya ha sido declarada por esa Sala (Vid. Sentencia N° 116 de fecha 29 de enero de 2002, expediente Nº 00-1561, caso: José Gabriel Sarmiento Núñez y otros).

Ver texto íntegro de la sentencia:

http://historico.tsj.gob.ve/decisiones/scon/mayo/211118-0362-11518-2018-17-1129.HTML



Área de Clientes





¿Olvido su contraseña?
Páginas de Interés Ver todos los enlaces
    Badell & Grau. © Todos los derechos reservados. 2011. Términos y condiciones de uso
Oportunidades de Empleo