English
 
Derecho Laboral
SCS ratificó el deber del patrono de entregar al trabajador una copia de la planilla de retiro válida por el servicio de registro e información de Seguridad Social
 
Mediante sentencia Nº 160 de fecha 27 de febrero de 2009, la Sala de Casación Social del TSJ, con ponencia del Magistrado Luis Eduardo Franceschi Gutiérrez, determinó el régimen legal aplicable para el sistema de paro forzoso para el periodo comprendido entre el 31 de diciembre de 2002 –fecha en la que se promulgó la Ley Orgánica de Seguridad Social- y el 02 de marzo de 2005 -fecha en la cual la Sala Constitucional del TSJ declaró la ultractividad del Decreto con Rango y Fuerza de Ley que Regula el Subsistema de Paro Forzoso y Capacitación Laboral (Vid sentencia no. 91 de 02 de marzo de 2005).
 
En la referida sentencia la Sala afirmó que el artículo 10 del Decreto Ley  que regula el Subsistema de Paro Forzoso y Capacitación Laboral establece un deber, a cargo del empleador, de entregar al trabajador una copia de la planilla de retiro validada por el Servicio de Registro e Información de la Seguridad Social, para que éste pueda obtener el certificado de cesantía. El incumplimiento de ese deber genera la obligación del patrono de pagarle al trabajador lo correspondiente a la prestación dineraria mensual de cesantía. Sin embargo, el trabajador sólo podrá recibir el pago correspondiente a los meses que logre acreditar mediante los respectivos certificados de cesantía. En concreto, la Sala estableció lo siguiente:
 
 “…al haber sido declarada la ultractividad del Decreto con Rango y Fuerza de Ley que regula el Subsistema de Paro Forzoso y Capacitación Laboral el 2 de marzo de 2005, fecha para la cual no se había dictado decisión por parte del juez de juicio en la presente causa, era deber de este sentenciador aplicar el mencionado Decreto en la sentencia proferida con posterioridad, concretamente el 4 de agosto de 2006, toda vez que incluso en la praxis dicho Decreto se continuó aplicando a pesar de su temporal derogatoria, tan es así que el patrono continuó descontando al trabajador dicho concepto y el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales con posterioridad, en el año 2004, emite una constancia en la que participa que el patrono no cumplió con su obligación de hacer el trámite correspondiente a los fines de que el trabajador pudiera hacer efectiva esta prestación.
(…)
…el empleador incumplió con su obligación “de hacer” contenida en el artículo 10 del Decreto en referencia, el cual le impone el deber de entregar al trabajador una copia de la planilla de retiro validada por el Servicio de Registro e Información de la Seguridad Social, para que éste pueda obtener el certificado de cesantía que no es otra cosa que el documento, expedido también por dicho servicio, que acredita el derecho del trabajador a la percepción de las prestaciones previstas en el Decreto en cuestión. El incumplimiento de dicha obligación acarrea como consecuencia para el patrono, la carga de cancelarle al trabajador lo correspondiente a la prestación dineraria mensual, de conformidad con la citada norma, por lo que a priori pudiera concluirse que al trabajador le correspondía dicha prestación y era el patrono quien debía cancelarla en virtud del incumplimiento de la obligación “de hacer” impuesta por Ley. Sin embargo, de conformidad con lo pautado en el artículo 16 del mencionado Decreto, el pago sucesivo de la prestación dineraria correspondiente por paro forzoso se otorga siempre y cuando el afiliado presente el certificado de cesantía renovado mensualmente por la agencia de empleo más cercana a su domicilio”.
 


Área de Clientes





¿Olvido su contraseña?
Páginas de Interés Ver todos los enlaces
    Badell & Grau. © Todos los derechos reservados. 2011. Términos y condiciones de uso
Oportunidades de Empleo