English
 
Derecho Laboral
SC aclaró sentencia que interpretó aplicación del artículo 31 de la LISLR
 
Mediante sentencia Nro. 980 de fecha 17 de junio de 2008 la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, con ponencia del Magistrado Ponente Francisco Carrasquero, aclaró la interpretación constitucional efectuada en la sentencia n° 301 del 27 de febrero de 2007 respecto al artículo 31 de la Ley de Impuesto sobre la Renta, en la cual se estableció que el enriquecimiento neto de los trabajadores para el pago de dicho impuesto debía abarcar las remuneraciones otorgadas en forma regular  según lo previsto en el artículo 133 de la Ley Orgánica del Trabajo,  con ocasión de la prestación de servicios personales bajo relación de dependencia.  En concreto, en la sentencia aclaratoria la Sala precisó lo siguiente:
 
a)    Respecto a las dudas existentes sobre el período fiscal al cual debía aplicarse la interpretación contenida en la sentencia del 27 de febrero de 2007, se aclaró que ello se haría a partir del ejercicio fiscal siguiente al de la publicación de esa decisión, es decir, al año 2008.   Por tanto, señaló la Sala  “la declaración del impuesto sobre la renta se efectuaría conforme lo estipula la sentencia n° 301, a partir del ejercicio fiscal correspondiente al año 2008, cuya declaración anual definitiva deberá efectuarse antes del 31 de marzo de 2009. Por otra parte, habiéndose ya realizado la declaración del impuesto correspondiente al año 2007, los efectos del fallo 301/2007 y de la presente aclaratoria tienen que ser, necesariamente, “ex nunc” (es decir, hacia el futuro).
 
b)    Respecto a las dudas existentes sobre de las remuneraciones que, a juicio de la Sala, debían integrar el enriquecimiento neto sujeto al ISLR según el artículo 31 de la LISLR, se aclaró que se trata de las remuneraciones  regulares y permanentes que “…están claramente dispuestas en el parágrafo segundo del artículo 133 de la Ley Orgánica del Trabajo, en el cual se señala que “A los fines de esta Ley se entiende por salario normal, la remuneración devengada por el trabajador en forma regular y permanente por la prestación de su servicio. Quedan por tanto excluidos del mismo las percepciones de carácter accidental, las derivadas de la prestación de antigüedad y las que esta Ley considere que no tienen carácter salarial. Para la estimación del salario normal ninguno de los conceptos que lo integran producirá efectos sobre sí mismo”.
 
La Sala ordenó la publicación de esta aclaratoria en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela.
 


Área de Clientes





¿Olvido su contraseña?
Páginas de Interés Ver todos los enlaces
    Badell & Grau. © Todos los derechos reservados. 2011. Términos y condiciones de uso
Oportunidades de Empleo